Relato erótico de Gorka en la montaña

tumblr_lq5smdSjUd1qacl5yo1_500_large

tumblr_lq5smdSjUd1qacl5yo1_500_largeEra una mañana de domingo del mes de Agosto y me disponía a realizar una excursión por la montaña, (me encanta pasear por la montaña) iba muy bien preparado, con un bocadillo y una cerveza en la mochila, un par de preservativos y por si acaso y un sobre monodosis de lubricante.

En la estación de Barcelona Sants, me monté al tren y en la primera parada que realizó, subió un hombre rapado, con ojos azules y piel morena.

– Muy buenos días. – me dijo sonriendo, mientras ponía su mochila en la bandeja para el equipaje – ¿Esta mochila es tuya?
– Sí, es mía, – respondí- me voy de excursión.
– Que casualidad; yo también… Me llamo José. – me dijo mientras me extendía la mano cordialmente.
– Yo soy Gorka; encantado, – contesté mientas hacía lo propio.

José se acomodó, sacó una botella de agua y me preguntó.
– ¿A dónde te diriges? – preguntó con interés.
– No lo sé, creo que me bajaré en alguna parada entre La Garriga y El Figaró, conozco algún sendero por aquella zona
– Ah, genial. – contestó José guiñando un ojo – ¿Vas tú sólo?
– Sí tío, mejor sólo que mal acompañado. – y mientras me sonrojaba le pregunté -¿Quieres venir conmigo?
José, se quedó pensando y con una carcajada respondió.
– ¡Me encantaría!

Durante la media hora siguiente, hablamos sobre nuestras aficiones, gustos y al llegar a la estación de El Figaró, un pequeño pueblo de montaña, bajamos del tren y emprendimos el camino hacia la montaña.

– Hace un muy buen día, ¿no crees Gorka?
– La verdad; es que es el día perfecto para ir de excursión, – contesté – sobre todo en tan buena compañía
– Lo mismo digo, y… ¿tienes novia Gorka?
– No – le dije con la boca pequeña.
– Yo sí, -dijo él- llevo casi dos años con ella, pero de vez en cuando, me gusta hacer alguna que otra excursión en solitario.
– Te apetece que paremos, y comemos el bocadillo y charlamos más tranquilos – le dije.
– Vale, que ya llevamos un buen rato andando y nos irá bien recargar las pilas.

Buscamos dentro de bosque un par de piedras grandes en las que sentarnos y tras encontrarlas, saque de mi mochila un mantel de ” picnic ” el bocata y la cerveza, pero accidentalmente, cayeron los preservativos, afortunadamente, José estaba de espaldas, orinando y no se cercioró.

– Hace algo de calor, ¿te importa si me quito la camiseta?
– Para nada nen, cómo si te quieres quedar en gallumbos -, le dije en broma.
– Mejor, así se secará el sudor.

tumblr_mtync6ylzZ1rjt9vto1_500Al quitarse la camiseta, dejó ver un torso tatuado y musculado, uno abdominales perfectamente definidos y tras extenderla sobre una de las rocas, se desabrochó los pantalones, se los bajó, dejando ver una incipiente erección de un descomunal rabo e inevitablemente, mis ojos se clavaron en su paquete.

– ¿Tú no te desnudas? – me preguntó – así estaremos más cómodos; seguro que tienes un muy buen cuerpo.

Entonces me levanté, me quité la ropa y antes de darme la vuelta, noté cómo la lengua de José, recorría mi cuello y su mano bajaba mis slips y acariciaba mis nalgas mientas notaba como su polla, se ponía dura. Entonces me giré y empezamos a comernos la boca cómo locos, me arrodillé y empecé a chuparle el rabo, y los huevos.

– Joder Gorka, que bueno…

Al oír eso, me levanté, cogí el condón de la mochila, lo abrí y se lo puse; él me dio la vuelta y noté su lengua clavándose en mi culo, la del lubricante, me lo puso y empezó a penetrarme, primero poco a poco, acompasado y al ver que yo, disfrutaba y le decía…

tumblr_moaz1hwKOI1snzhg8o1_500– ¡Fóllame más fuerte tío! – mientras gemía de placer

Dicho y hecho, empezó entonces a combinar movimientos rápidos y lentos y en el momento en que se iba a correr gritó.

– ¡Me corro cabrón!

La sacó, se quitó el condón y ambos nos masturbamos mientras nos besábamos y tras corrernos, comimos los bocadillos, recogimos todo y regresamos a la estación de tren, pues ya habíamos hecho suficiente deporte.

Al llegar a Barcelona y pedirle el número de teléfono, me recordó que tenía novia.

– Nos veremos en otra “excursión” guapo.

Desde aquél día, no hay domingo en que José y yo vayamos de ” excursión por la montaña”.


Relato escrito por Gorka, usuario la web de contactos gays Bakala.org
http://gorkayelmundo.blogspot.com

This entry was posted in Relatos and tagged , . Bookmark the permalink.

One Response to "Relato erótico de Gorka en la montaña"

You must be logged in to post a comment.